Jarabe de jengibre y piña para aliviar el dolor de artritis y la tos

remedios para desinflamar las articulaciones

La tos es la respuesta que tiene nuestro organismo frente a los virus y otros microorganismos nocivos que atacan nuestras vías respiratorias; un problema bastante molesto que cuando se convierte en algo demasiado persistente seguro que quieres acabar con él.

El asma, la bronquitis y las infecciones por virus como el resfriado y la gripe son los principales detonantes de la aparición de la tos, aunque en ciertos casos menos comunes también puede aparecer como consecuencia de alergias o la toma de ciertos medicamentos.

En el mercado existen un gran número de medicamentos, normalmente jarabes, que nos ayudan a combatir la tos de forma efectiva; sin embargo no siempre es necesario acudir a ellos para acabar con este problema, ya que en casa disponemos de ingredientes que pueden ayudarnos a conseguir este objetivo de una forma totalmente natural.

Remedio de jengibre y piña con la tos y la inflamación

Beneficios de la piña contra las enfermedades

Un vaso de zumo de piña contiene casi el 50% de la cantidad diaria recomendada de vitamina C que necesitamos, una vitamina esencial para mantener nuestras defensas fuertes.

Otro de los puntos fuertes de esta fruta es su alto contenido en bromelina, una enzima digestiva con grandes propiedades antiinflamatorias y antivirales que nos ayudan a combatir los microorganismos que puedan estar dañando nuestra salud así como mejorar nuestro sistema digestivo y combatir otras enfermedades como la artritis o la sinusitis.


Destaca también su riqueza en manganeso, un mineral esencial para la correcta salud de nuestros huesos y tejidos. Este mineral favorece la supresión del calcio, el correcto funcionamiento de nuestro sistema nervioso y el metabolismo de las grasas, por lo que resulta clave para mantener un buen estado de salud.

cómo combatir la tos naturalmente

Cómo elaborar el jarabe

Pela una piña no muy grande y cortarla en varios trozos. Pásala por la licuadora o extractor de jugos para extraer su zumo.

Añade a continuación en el recipiente donde hayas extraído el jugo una cucharada de jengibre rallado, el zumo de dos limones exprimidos y cuatro cucharadas de miel.

Bate todo hasta que los ingredientes queden bien integrados y guárdalo en una jarra cerrada en la nevera.

Cómo tomar el jarabe

Toma 1/4 de vaso de esta mezcla cada cuatro o seis horas hasta que el problema desaparezca. Si lo que quieres es fortalecer tus defensas y prevenir problemas como la gripe o el resfriado puedes hacerlo dos o tres veces por semana.

0 comentarios: