Remedios para expulsar las flemas y curar la infección de garganta

cómo aliviar la tos con flema

Los resfriados fuertes, catarros y otro tipo de afecciones respiratorias puntuales suelen venir acompañados en muchas ocasiones de flemas, un trastorno que si bien no debe representar un problema grave para nuestra salud, sí que puede contribuir a que se irriten los bronquios y dar lugar a un problema mayor.

La flema suele traer consigo síntomas como secreción nasal, tos persistente, carraspera así como dificultad para respirar e incluso fiebre. Suele congestionar la zona alta del pecho y la garganta y por lo general es expulsada con la tos, aunque no siempre sucede así, por lo que en muchas ocasiones es necesario que ayudemos a que ésto tenga lugar.

En un artículo anterior aprendimos a elaborar un sencillo jarabe casero para arrancar las flemas y calmar la tos, hoy vamos a ampliar esta lista de soluciones con varios buenos remedios para eliminar las flemas de forma efectiva, rápida y natural. Cuanto antes los pongas en práctica, antes conseguirás deshacerte de esta molestia.

Cómo eliminar las flemas de forma fácil y natural

Gárgaras de agua con sal

El agua caliente es un excelente calmante natural para la garganta; la sal, por su parte, contribuye a eliminar los gérmenes y bacterias causantes de la infección, por lo que su combinación resulta ideal tanto para curar el dolor de garganta como combatir las flemas.

Cómo hacerlo: Calienta medio vaso de agua, añade un par de cucharadas de sal y haz gárgaras varias veces al día.

Manzanilla, jengibre y limón

La manzanilla es antiinflamatoria, el limón un poderoso antiséptico y el jengibre un excelente antiviral natural, por lo que la combinación de estos ingredientes da como resultado uno de los remedios más eficaces para eliminar la infección de la garganta y acabar con las flemas de forma fácil y rápida.

Cómo hacerlo: Vierte agua hirviendo en una taza. Añade una bolsita de manzanilla y media cucharada de jengibre rallado. Deja reposar 7-8 minutos, cuela, añade el zumo de un limón exprimido y un par de cucharadas de miel. Tómalo aún caliente 3 veces al día.

infusión para la infección de garganta

Inhalaciones de eucalipto o menta

Una de las formas más sencillas de abrir nuestras vías respiratorias y eliminar de ellas todas las bacterias y virus que puedan contener, es hacer inhalaciones de eucalipto.

Cómo hacerlo: Hierve un puñado de hojas de eucalipto en agua durante un par de minutos. Retira del fuego, coloca una toalla sobre tu cabeza y acércala al recipiente para inhalar los vapores que emanan de él. El alivio es inmediato.

Pon en práctica estos remedios, solos o combinados entre ellos, y verás como las flemas desaparecen de tu garganta mucho antes de lo que esperas.

0 comentarios:


Únete a la gran comunidad de Soluciones Caseras en facebook y accede diariamente a contenido exclusivo. ¡Te esperamos!