Jabón de miel y zanahoria para combatir las arrugas y el acné

jabón casero para eliminar arrugas y acné

Los jabones caseros son fáciles de preparar y una opción mucho más sana y natural para mantener una buena higiene y salud de nuestra piel. ¿Te animas a preparar el tuyo en casa? Sigue leyendo y descubre más.

En artículos anteriores aprendimos a elaborar un sencillo jabón de té verde y perejil para aclarar las manchas de la piel, así como otro a base de manzanilla para reducir las arrugas. En el caso de hoy, vamos a emplear miel, aceite de oliva y zanahoria, ingredientes que seguro tienes por casa y que aportarán numerosos beneficios a nuestra piel.

Jabón casero contra el acné y el envejecimiento

La combinación de aceite de oliva, zanahorias y miel resulta ideal para mejorar el aspecto y salud de nuestra piel debido a la gran cantidad de nutrientes e hidratación que nos aportan. El uso continuado de este jabón resulta de gran ayuda para prevenir el envejecimiento y atenuar las arrugas, para combatir problemas de piel como el acné o las eccemas, así como para acelerar la cicatrización de heridas y combatir la resequedad de la piel.

Un jabón muy fácil de preparar y que te sorprenderá por sus buenos resultados.

Ingredientes necesarios

- 1 cucharada de miel
- 2 cucharadas de aceite de oliva
- 1 zanahoria
- Pastilla de jabón de glicerina

Cómo elaborar el jabón

- Pela una zanahoria grande y cuécela en agua durante varios minutos hasta que quede blanda. Machácala después con un tenedor para formar un puré.

- Derrite la pastilla de glicerina al baño maría y mezcla después con la miel, el aceite de oliva y el puré de zanahoria. Viértelo todo en un molde y deja solidificar durante toda la noche.

Usa cada día este jabón para lavar tu cuerpo, el rostro y tus manos. ¡Te encantará!

0 comentarios:


Únete a la gran comunidad de Soluciones Caseras en facebook y accede diariamente a contenido exclusivo. ¡Te esperamos!