5 formas de entrenar nuestro cerebro para ser más positivos

hábitos para ser más positivos

No siempre es fácil estar positivos; los problemas que se nos van presentando en el día, las prisas y el estrés pueden hacer que la negatividad se instaure en nuestra mente arruinando nuestro día y hundiendo nuestro bienestar, lo cual suele repercutir también en las personas que nos rodean.

Diariamente aparecen en nuestra vida pequeños problemas que en el momento pueden parecernos muy grandes, sin embargo, si sabemos mantener la calma y adquirir una actitud positiva no sólo sufriremos menos, sino que veremos que en realidad no son para tanto e incluso los resolveremos con mayor rapidez y eficacia.

En el artículo de hoy vamos a aprender 5 formas de entrenar nuestra mente para que sea más positiva, aumentando con ello nuestra felicidad y bienestar. Sigue leyendo y descubre cómo podemos conseguirlo:

Cómo aumentar nuestra positividad

1. Cuida de tu salud

Nuestro estilo de vida tiene consecuencias sobre todo el organismo, incluyendo el cerebro. Si tomamos alcohol con frecuencia, fumamos o nos pasamos el día comiendo alimentos grasos, procesados y todo tipo de comida basura, no sólo aumentamos considerablemente las opciones de desarrollar enfermedades cardiovasculares, diabetes y sobrepeso, sino que también estamos contribuyendo al deterioro del resto de órganos de nuestro cuerpo, incluído el cerebro.

Una dieta pobre en vitaminas y minerales tiene consecuencias muy negativas sobre nuestra salud mental, favoreciendo incluso la aparición de ansiedad, estrés y depresión. Dormir lo suficiente, beber agua para mantener una correcta hidratación de nuestro organismo así como llevar un estilo de vida activo y saludable es básico para disfrutar de una salud fuerte y una mente más positiva.


Come sano, disfruta de tu familia y haz deporte a diario, te ayudará a crear endorfinas (la hormona de la felicidad) y a sentirte mejor contigo mismo.

2. Lucha por aquello que quieres

Párate un rato a pensar todo aquello que te hace infeliz. Apúntalo en una libreta y empieza cambiarlo. ¿No te llena tu trabajo? Fórmate en aquello que te gusta y lucha por ello. ¿Te gustaría pasar más tiempo con tu familia? Organiza mejor tus días y saca tiempo para disfrutar con los que más quieres. Márcate objetivos y lucha por alcanzarlos; el esfuerzo puede ser grande, pero la recompensa siempre es mayor.

3. Agradece lo que tienes

disfrutar de la familia

Por muy mal que pueda parecernos que estamos, siempre hay razones para estar agradecidos, como puedan ser nuestros hijos, la excelente familia que tenemos o el simple hecho de tener un techo y una cama donde poder dormir. Concéntrate en lo bueno que te rodea y lo malo empezará a pesar cada vez menos.

4. Sé solidario

No hay nada que llene más el espíritu que ayudar a los demás. Colabora con ese vecino que tan mal lo está pasando, haz una visita sorpresa a tu familia o hazte voluntario de alguna organización. Ver lo felices que son otros con muchas menos cosas de las que nosotros tenemos, así como compartir la felicidad nos ayudará a sentirnos reconfortados y llenarnos de energía y positividad.

También te puede interesar: consejos para subir el estado de ánimo

5. Encuentra el equilibrio

El día a día puede llegar a resultar muy estresante, favoreciendo una mentalidad negativa. Es importante que luchemos contra ello no sólo cambiando nuestra actitud ante los problemas, sino sacando tiempo para nosotros mismos, para encontrar la tranquilidad y el equilibrio mental que todos necesitamos. Haz yoga, meditación o pasea por el campo o la playa; hábitos sencillos que pueden marcar una gran diferencia en nuestra vida.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¿Tienes alguna duda? ¿Algo que compartir con la comunidad? ¡Hazlo ya! Sin tus comentarios esta comunidad no sería lo mismo.


Únete a la gran comunidad de Soluciones Caseras en facebook y accede diariamente a contenido exclusivo. ¡Te esperamos!