Jarabe casero para subir las defensas y combatir el resfriado


Los cambios de estación o los periodos de estrés prolongado son momentos durante los cuales nuestras defensas suelen verse debilitadas, por lo que recurrir a remedios que nos ayuden a reforzar nuestro sistema inmune resulta indispensable para evitar enfermedades.

En artículos anteriores aprendimos a elaborar un sencillo batido antiviral de yogur y naranja para subir las defensas y combatir la gripe y el resfriado, así como a preparar una sencilla infusión para bajar la presión arterial y reforzar las defensas. Hoy vamos a ampliar esta lista de soluciones con un poderoso jarabe casero que nos ayudará a reforzar nuestro sistema inmune de forma eficaz usando sólo ingredientes naturales. ¿Quieres saber más? no dejes de leer.

Jarabe casero para subir las defensas

Para elaborar esta sencilla pero poderosa receta vamos a utilizar únicamente cítricos, miel, propóleo y cúrcuma, ingredientes con grandes propiedades que nos ayudarán a reforzar nuestra salud desde la primera toma.

Beneficios de los cítricos

Los cítricos como el pomelo, el limón o la naranja son muy ricos en vitamina C y ácido fólico, nutrientes esenciales para tener unas defensas fuertes. Además de ello nos ayudan a combatir el cansancio y la apatía gracias a que favorecen la producción de serotonina, combatiendo con ello también la depresión.

Beneficios del propóleo

El propóleo es junto con el ajo uno de los más poderosos antibióticos naturales que existen. Destaca entre otras cosas su alto contenido en bioflavonoides y antioxidantes, lo que le aporta un gran poder analgésico, antibiótico y antiinflamatorio, ideal tanto para reforzar nuestras defensas como para prevenir gripes y resfriados.

Beneficios de la cúrcuma


Esta especia tan de moda actualmente lleva siglos empleándose en la medicina natural gracias a su destacado poder antiinflamatorio, analgésico, depurativo y antitumoral, por lo que resulta básico en cualquier elaboración de remedios contra el cáncer o defensas bajas.

Cómo preparar el jarabe

Vierte en un recipiente el jugo de 1 kilo de cítricos (puede ser sólo uno o varios) y su pulpa. Añade un par de cucharadas de cúrcuma en polvo y 4 cucharadas de miel natural de abejas. Calienta a fuego lento durante 15 minutos removiendo de vez en cuando. Pasado ese tiempo deja reposar y que se enfríe. Añade por último 3 cucharadas de propóleo líquido, viértelo todo en un recipiente de vidrio y guárdalo en la nevera.

Toma una cucharada en ayunas y otra antes de acostarte durante un mes completo.

0 comentarios: