Mascarilla de lechuga y tomate para pieles mixtas


Una semana más nos preparamos para aprender una nueva mascarilla casera, en esta ocasión específica para cutis mixtos, caracterizados por contener zonas de piel seca -pómulos y laterales de la cara- y zonas de piel grasa -frente, nariz y barbilla-. Este tipo de mascarillas nos ayudarán a limpiar, hidratar y nutrir nuestra piel de manera natural y sencilla.

Para realizar la mascarilla de hoy vamos a utilizar únicamente un tomate maduro, un par de hojas de lechuga y agua, tres ingredientes que seguro no faltan en casa. Igualmente, puede que te interesen estas otras alternativas que ya vimos en artículos anteriores, como la mascarilla de yogur, miel y limón o la de miel y aguacate, ambas específicas también para pieles mixtas. 

Ahora aprendamos la de esta semana:

Mascarilla de lechuga y tomate para cutis mixtos

- Ponemos en un recipiente un tomate maduro sin pelar -o medio si es muy grande-, las dos hojas de lechuga y una de cucharada sopera de agua. Lo trituramos todo con ayuda de una batidora hasta formar una pasta homogénea. Si queda demasiado espesa le podemos agregar otra cucharada de agua. 

- Nos lo aplicamos directamente sobre la cara y dejamos actuar durante veinte o treinta minutos. Después retiramos con agua tibia.


Seguimos en facebook y twitter. No dejes de visitarnos.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¿Tienes alguna duda? ¿Algo que compartir con la comunidad? ¡Hazlo ya! Sin tus comentarios esta comunidad no sería lo mismo.


Únete a la gran comunidad de Soluciones Caseras en facebook y accede diariamente a contenido exclusivo. ¡Te esperamos!